Tamara Rodriguez

Profesora de Crochet

Desde pequeña siempre hacía mil y una manualidades. No paraba quieta siempre buscando nuevas cosas que fabricar, pintar y diseñar. Siempre tenía la casa llena pinturas, de hilos, abalorios… Su madre siempre le decía: ¡No te cabe tanto trasto en tu cuarto!

También le gustan mucho los niños y por eso estudió un Grado Superior de Educación Infantil, lo cual también le ayudó a fomentar su imaginación para hacer miles de manualidades. Hasta que un día conoció la técnica de crochet y aprendió de forma autodidacta. Se enamoró de los amigurumis y desde entonces no podía parar de tejer, bolsos, alfombras, gorros, bufandas… no hay proyecto que se le resista.

También le gusta la costura. Ha sido alumna de Tissora tanto de Costura Creativa, como de Indumentaria Valenciana.